Artículos

Facturación electrónica: ¿qué podemos esperar en 2024?

La transición a la facturación electrónica tendrá lugar entre 2024 y 2026 para todas las empresas francesas sujetas al IVA. ¿Qué obligaciones deben cumplirse? ¿Cómo garantizar el cumplimiento? ¿Cuál es el calendario?

¿Qué es una factura electrónica?

La facturación electrónica (o e-factura) representa un gran avance en la gestión de las transacciones comerciales en la era digital. Es una alternativa moderna a las facturas en papel, que adopta un formato normalizado y seguro para facilitar los intercambios electrónicos entre proveedores y clientes. La transición a la facturación electrónica ofrece una mayor eficacia, ya que acelera el proceso de cierre de ventas al tiempo que reduce el riesgo de errores asociados al envío de facturas y la recepción de pagos por vía electrónica. Como documento digital, la factura electrónica ofrece una solución rápida y práctica para enviar facturas a los clientes y recibir pagos, aplicable por igual a los vendedores de bienes y servicios y a quienes tienen facturas que pagar.

¿Cuál es la normativa?

El panorama normativo en torno a la facturación electrónica se ha convertido en un tema central de debate en los últimos años, especialmente con la llegada de la nueva ley sobre comercio electrónico. Esta legislación, anclada en la Ley francesa para la Confianza en la Economía Digital (LCEN), introduce una obligación inminente para todos los agentes económicos que deseen intercambiar documentos comerciales por vía electrónica. La LCEN estipula que el uso de un formato normalizado, conocido como facturación electrónica, será obligatorio para garantizar la coherencia de los intercambios de datos. Al mismo tiempo, esta legislación prevé la simplificación y una mayor automatización de los procesos de facturación. El objetivo de la introducción de estas normas es eliminar los errores contables, impulsar el ciclo de pago de facturas y optimizar los ingresos. En resumen, la facturación electrónica se perfila como una solución esencial, destinada a impulsar la competitividad de las empresas facilitando una gestión financiera más eficaz.

¿Cuándo y cómo introducir la facturación electrónica?

Con la eliminación del papel y las facturas en PDF, la elección entre un formato mixto como FACTUR-X y un formato totalmente estructurado como Universal Business Language se convierte en crucial. Estos son los únicos formatos reconocidos. La decisión de migrar a la facturación electrónica también implica determinar qué facturas se enviarán electrónicamente y cuáles se conservarán en papel. Algunas empresas pueden optar por adoptar la facturación electrónica en su totalidad, mientras que otras pueden optar por coexistir con la facturación en papel.

En todos los casos, la colaboración con un proveedor de servicios de confianza especializado en facturación electrónica es esencial para garantizar el éxito de la implantación. A partir de 2024, todas las empresas estarán obligadas a aceptar facturas en formato electrónico, y las grandes empresas tendrán que emitir sus facturas en este formato. En 2025, las ETI seguirán esta obligación, mientras que las VSE y las PYME tendrán que adaptarse en 2026. Por lo tanto, es imperativo planificar con antelación la transición a la facturación electrónica para garantizar el cumplimiento a tiempo y maximizar los beneficios de esta evolución.

Autor del artículo
Adrien

Adrien

Director de Marketing Digital | Como parte del equipo de Marketing de Netheos, utilizo este blog para compartir con usted todas las novedades de la empresa.
Comparte este artículo
Interview

Pierre Pontier, Directeur Général de Namirial France

Libros blancos
Boletín


Infografía